Diez consejos

1. Conoce la edad mínima permitida para acceder a las redes sociales . A pesar de que las redes sociales son muy populares entre los más jóvenes, no se debe olvidar que legalmente en España es necesario tener catorce años para poder abrir un perfil en ellas. Si aun así tus hijos utilizan Facebook o cualquier otra plataforma, no dejes de explicarles con claridad los riesgos que implica y ayúdales a utilizarla de manera coherente y hacer de ella una herramienta beneficiosa.

seocantear seocanteo

2. Controla los puntos de conexión a internet. Conviene revisar las funcionalidades de los equipos tecnológicos que hay en el hogar, para saber qué gadgets permiten conectarse a internet. Quizá no sabes que la videoconsola de tus lujos les permite acceder a sus redes sociales, o que su reproductor de música incorpora conexión a internet.

3. Protege los equipos con contraseñas. Instalar un password de acceso al ordenador o a la tableta te permitirá controlar qué dispositivos usan tus hijos para entrar a internet y conectarse a las redes sociales .

4. Configura el perfil con tu hijo. Comparte con el menor la tarea de ajustar la configuración de privacidad de su perfil para que sepa en todo momento quién puede leer sus publicaciones.

5. No aceptar invitaciones de extraños. Pide a tu hijo que no acepte la solicitud de contacto de personas a las que no conoce. Controla periódicamente quiénes son los amigos de tu hijo en la red social .

6. No compartir información personal. Habla con el menor para hacerle ver los peligros que tiene facilitar determinados datos personales de forma pública y controla la información sensible que publica en las redes sociales.

7. No abrir enlaces desconocidos. Avisa al niño de que no pulse sobre ningún link  de procedencia no conocida en las redes sociales. Recomiéndale que siempre pregunte a una persona mayor antes de abrir un contenido enviado por alguien que no sabe quién es.

8. Uso de chats y programas de mensajería. Las redes sociales pueden ser canales que los niños utilicen para compartir mtereses y consolidar sus amistades. Sin embargo, el anommato de internet puede poner a los más pequeños en peligro de ser víctimas de impostores. Para minimizar su vulnerabilidad, pídeles que nunca envíen fotografías suyas a desconocidos y que no se atrevan a quedar con personas a las que no conocen.

9. Advierte al menor de las acciones no permitidas. Conviene pasar tiempo con el niño para explicarle cómo funciona la plataforma y advertirle de que puede llegar a atentar contra la privacidad de otras personas si publica datos, imágenes y vídeos sin el consentimiento de ellas.

Además, recuérdale que puede constituir un delito suplantar la identidad de otros creando perfiles con datos falsos. Incúlcale el sentido del respeto hacia sus compañeros y amigos en las redes sociales y anímale a que pregunte cualquier duda que tenga. Genera en él un sentimiento de confianza que le permita contarte cualquier problema que le surja durante el uso de las redes sociales.

10. Actúa ante cualquier irregularidad. Si crees que un menor está en peligro en las redes sociales acude a la Policía, a la Guardia Civil o a la linea ele ayuda ele organismos como Protégeles y denuncia la situación. De manera similar, pon en conocimiento de las autoridades cualquier contenido inapropiado que encuentres en estas plataformas.

 

Share Button